Loading...

Historia de la institución

Inicio » Historia de la institución

La Orquesta de Córdoba dio su primer concierto en el Gran Teatro el 29 de octubre de 1992 bajo la batuta de su fundador y director titular, Leo Brouwer, y con el padrinazgo artístico de Adolfo Marsillach y de Rafael Orozco. Son sus promotores institucionales la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Córdoba. Desde entonces ha ofrecido ya más de 1.500 conciertos en escenarios tan diversos como la Mezquita-Catedral o el Alcázar de los RR.CC. de Córdoba, el Monasterio de San Lorenzo del Escorial, el Museo de Santa Cruz de Toledo, el Teatro Real y el Auditorio Nacional de Madrid, el de Cuenca, el de Almería, el “Manuel de Falla” de Granada, el de Santiago de Compostela, el de Murcia, el Baluarte de Pamplona, el Teatro Jovellanos de Gijón, el Teatro Falla de Cádiz, el Campoamor de Oviedo, el Maestranza o el Lope de Vega de Sevilla, el Arriaga de Bilbao, el Romea de Murcia, el Villamarta de Jerez, el Palau de Altea, el Palacio de Festivales de Cantabria, el Megaron Concert Hall de Atenas, la National House de Praga o la Sala Dorada de la Musikverein en Viena, por citar sólo algunos de ellos.

En el curso de estas actuaciones, ha realizado primeras audiciones para Europa y España, y ha estrenado con carácter absoluto obras de numerosos compositores nacionales e internacionales como Joan Albert Amargós, José García Román, Tanos Mikroutsikos, Francisco Guerrero, Leo Brouwer, Jesús Villa Rojo, Alfonso Romero, Luis Bedmar, Juan de Dios García Aguilera, Antonio Gualda, José Susi López, Juan Medina, Arthur Dangel, Zulema de la Cruz, Raquel Jurado, Tomás Marco, Igmar Alderete, Miguel A. Remiro Vega, Andrés Valero-Castells, María Teresa Prieto, Agustín Diassera, Manuel Marvizón, Santiago Báez, Alfonso Romero Asenjo, José Mª Sánchez Verdú, Lorenzo Palomo o Miquel Ortega, entre otros, sin contar a la joven cantera de compositores que cada año concurren al Festival de Música Contemporánea de Córdoba y al Festival de Música Española de Cádiz.

Además de actuar en foso y acompañando a ballets como el de Ballet de Mario Maya, el Ballet de Víctor Ullate, el Ballet Flamenco de Andalucía, el Scottish Ballet o el Royall Ballet de Londres, la versatilidad de la Orquesta de Córdoba le ha permitido abordar un amplísimo repertorio sinfónico, desde el barroco hasta las composiciones actuales, abriéndose con éxito a otros campos de la música en colaboraciones con artistas como Egberto Gismonti, María del Mar Bonet, Carmen Linares, Vicente Amigo, Amancio Prada, Lole Montoya, José Antonio Rodríguez, Larry Coryell, Miguel Ríos, Randy Brecker, Manolo Sanlúcar, Tomatito, Joan Manuel Serrat, Juan Manuel Cañizares, Estrella Morente, Luis Pastor, Paco Cepero, María Toledo, Raphael, Santiago Auserón o los grupos Ronda dos Quatro Caminhos, Medina Azahara y el Ensamble Gurrufío, a quienes la Orquesta de Córdoba ha acompañado, en directo y/o en estudio.

A lo largo de su historia, la Orquesta de Córdoba ha tenido como directores a Leo Brouwer (92-01), Gloria Isabel Ramos Triano (01-03), Manuel Hernández Silva (05/12), y a Lorenzo Ramos -que desde septiembre 2012 ocupa su titularidad artística-, y aunque la relación de solistas y directores clásicos que ha recibido como invitados en todos estos años sería interminable, podríamos destacar a Alfredo Krauss, Carlos Prieto, Costas Cotsiolis, Cristóbal Halffter, Dimitri Ashkenazy, Dorian Wilson, Antoni Wit, Pedro Lavirgen, Edmon Colomer, Emilio Sagi, Enrique García Asensio, Gianandrea Noseda, Javier Perianes, Ruggiero Ricci, Montserrrat Caballé, Jesús López Cobos, Inma Shara, Lindsay Kemp, Maria Farandouri, Odón Alonso, Max Bragado-Darman, Pilar Jurado, Sergei Tarasov, Vladimir Spivakov, Rosa Torres Pardo y un largo etc.

En el terreno discográfico, la Orquesta de Córdoba tiene 43 grabaciones publicadas -CD’s sencillos, dobles y triples- para sellos como EMI, NAXOS (Marco-Polo), SONY, GHA, VERSO, etc. incluyendo producciones extraordinarias como el doble CD+DVD, titulado ”Sueño”, registrado en directo junto a Javier Ruibal, el CD+DVD con músicas para cine de Roque Baños (con quien, además, grabó la BSO del documental realizado por Carlos Saura para la Expo 2008 de Zaragoza), y otras bandas sonoras como la de la película “Extintion”, original de Sergio Moure, o del cortometraje “Sueños de Sal”, de Oscar Navarro (Goya 2015). En este apartado merece una especial reseña el trabajo de recuperación del patrimonio musical de nuestro país realizado bajo la dirección del maestro José Luis Temes. La Orquesta de Córdoba ha participado en los Encuentros Internacionales de Música Cinematográfica y Escénica de Sevilla, en el Festival Internacional “Cosmopoética”, en la Noche Blanca del Flamenco, en el Circuito Andaluz de Música, en los Ciclos de Música Contemporánea de Málaga, en la Bienal de Arte Flamenco de Sevilla, en el Concurso de Canto “Pedro Lavirgen”, de Priego, en el Concurso Internacional de Piano “Premio Jaén”, en el Otoño Musical Soriano, en el Festival de Música Española de Cádiz, en el Encuentro de las Artes y las Letras de Iberoamérica, de Huelva, y en diversos Festivales Internacionales de Música como los de Granada, Alicante, Lucena, Úbeda, Sanlúcar, Ayamonte, Segovia, Guadix, Santo Tirso (Portugal) o Marsella -además de ser habitual su presencia en el Festival de la Guitarra de Córdoba.

Por supuesto, la Orquesta desarrolla una importante labor educativa y de atención a los jóvenes por medio de distintos programas que lleva a cabo gracias a la Delegación e Infancia y Juventud del Ayuntamiento de Córdoba, a los convenios con el Conservatorio Superior de Música y la Joven Orquesta de Andalucía, o las colaboraciones con la Universidad de Córdoba y la Diputación Provincial para la promoción y divulgación de la música en todos los ámbitos educativos a su alcance. Así mismo, la Orquesta de Córdoba participa en un Proyecto Social de actuaciones orientadas para acercar la música a públicos que, por distintas razones, no pueden o no suelen acudir a los espacios en los que habitualmente suena. Gracias a esta iniciativa financiada por la Fundación Cajasur, la Orquesta de Córdoba -que ya había tocado en plazas, iglesias, calles, jardines, castillos y hasta en instalaciones deportivas-, ha sacado sus grupos de cámara a los patios de la ciudad, y ha salido al encuentro de personas ingresadas en el hospital, en la prisión, en residencias de ancianos, etc. promoviendo también conciertos solidarios con distintas causas de interés social. La Orquesta de Córdoba es miembro de la Asociación Española de Orquestas Sinfónicas (AEOS). Es destacable indicar que la Orquesta de Córdoba es la formación musical que ha puesto en atriles -más que cualquier otra orquesta en todo el mundo- el repertorio sinfónico existente para guitarra e interpretado más repertorio español e hispanoamericano. Por ello, en 1999, fue nominada por la Sociedad General de Autores (SGAE) y la Asociación de Intérpretes y Ejecutantes (AIE) como “Mejor Artista Clásico” -junto a Victoria de los Ángeles y la Orquesta Sinfónica de Barcelona- al Premio de la Música. En la edición del año 2003, la Academia de la Música volvió a nominar -junto a Plácido Domingo y Jesús López Cobos- a la Orquesta de Córdoba por su CD de los dos Conciertos Triples, de Leo Brouwer y Tomás Marco, como mejor disco de música clásica.